Política

Por qu Latinoamrica es el nuevo epicentro de la pandemia

Por qu Latinoamrica es el nuevo epicentro de la pandemia


Actualizado

En muchos pases del sur del continente se dan problemas graves de desigualdad e inseguridad ciudadana. La atencin sanitaria est segmentada y es frecuente la corrupcin y la mala gestin

AME5885. R

Activistas colocan cruces para protestar por la gestin de la crisis, en Ro de Janeiro.
Antonio Lacerda / EFE

Al da de hoy Brasil es el segundo pas con ms casos de coronavirus declarados en el mundo. Pese al juego y distorsin estadstica de las administraciones brasileas, esa tozuda realidad sanitaria desacredita an ms al Gobierno del presidente Jair Borsolano, y le sita en el club de lderes mundiales que creen poder combatir los agentes infecciosos ignorndolos.

Para un pas con mas de 30.000 nuevos casos de lepra y 260.000 de dengue en el ao 2018, la actual pandemia parecera no ser un asunto particularmente grave. Adems, Brasil limita con diez naciones que tienen realidades epidemiolgicas, polticas, y econmicas muy diferentes, por lo que un impacto significativo de la epidemia era de esperar. El problema, sin embargo, es la masiva escala de la infeccin y su brutal impacto econmico, agravado, adems, por la contraccin de la economa china, que es uno de los principales mercados de exportaciones de materias primas de Brasil.

Hasta ahora no se ha encontrado una relacin lineal entre muchos de los indicadores sanitarios y el impacto de la Covid-19 en cada pas. El gasto por habitante en salud, el nmero de camas de UCI por cada 100.000 habitantes o la inversin global pblica no establecen un sentido aritmtico con la devastacin sanitaria. Sin embargo, s se observa una evolucin y mitigacin mas gil en aquellos pases que adoptaron medidas reales cuando menor haba sido la expansin del virus en su territorio. Brasil, el pas ms poblado de Latinoamrica y su mayor economa, fue el ltimo en la regin en imponer algn tipo de medida a sus ciudadanos.

Eso ha situado el sistema de salud brasileo bajo una tremenda tensin. Brasil es un pas-continente donde un 48% de sus viviendas carece de servicios de saneamiento y el 17% de la poblacin, de agua potable. La necesidad de camas de UCI o de ventiladores es tambin relevante. A diferencia de otros entornos sociales, como el de Espaa, los agudos desequilibrios y factores derivados de su inmensidad geogrfica y cultural condicionan una sociedad en parte violenta y donde el populismo de extremos se arraiga con facilidad.

‘Determinantes sociales de la salud’

Muchos de esos problemas de Brasil son aplicables a otros pases de Amrica Latina. Aunque la regin se compone de pases con un grado de desarrollo econmico, poltico e institucional muy diverso, en muchos de ellos se dan problemas graves de economa informal, desigualdad econmica o inseguridad ciudadana. De las 30 ciudades de todo el planeta con mayor ndice de muertes violentas, 26 se encuentran en Latinoamrica. Todos estos determinantes, impactan directamente en la salud de las personas y la disposicin de sus sistemas de salud. Esos factores constituyen parte de lo que la Organizacin Mundial de la Salud (OMS) define como “determinantes sociales de la salud” las circunstancias en que las personas nacen, crecen, viven, trabajan y envejecen, incluido el sistema de salud.

La atencin sanitaria en muchos de los pases en Latinoamrica se caracteriza por la segmentacin de los sistemas de salud. As, la cobertura de diversos grupos de poblacin corresponde a distintas instituciones del Estado, fundamentalmente seguros sociales, ministerios de salud, fuerzas armadas o municipios. Adems, el papel del sector privado es muy relevante, ya sea por ser proveedores de los servicios de la instituciones pblicas (compra de servicios) o por ser la nica alternativa percibida como segura o de calidad para los sectores sociales ms favorecidos. Los copagos son habituales, y la corrupcin y la mala gestin son relativamente frecuentes, lo que limita la disponibilidad efectiva de servicios para las personas. Todo ello implica que el gasto de bolsillo de los latinoamericanos es alto, lo que a su vez supone una evidente barrera de acceso para las personas con menos recursos.

La publicacin de datos sobre el impacto de la pandemia es diversa en los distintos pases de la regin. En su mayora la informacin esta alejada de la realidad, debido a la complejidad de la realizacin de pruebas o de movilizacin de profesionales, en unos sistemas de salud con las debilidades antes mencionadas y, en bastantes casos, con pauprrimos sistemas de vigilancia epidemiolgica. Algunos de ellos, como Venezuela o Nicaragua, regidos por la opacidad y la falsedad de la informacin, afirman oficialmente, sin sonrojarse, tener 23 y 55 fallecidos respectivamente. Otros como Ecuador, ante evidencias contundentes y dramticas, reducen la realidad a unos datos oficiales de casos confirmados que son la evidente punta del iceberg.

Sin certeza del alcance de la expansin, con limitados medios y herramientas tcnicas para combatirla, Latinoamrica enfrenta quiz la mayor prueba de las ultimas dcadas del nivel de desarrollo de sus sociedades. La realidad epidemiolgica y sociopoltica actual no permite ser optimista y evidencia que existen profundas fallas que no fueron resueltas en los aos previos de relativa prosperidad. Las consecuencias de la no contencin de la enfermedad an son inabarcables y llevara tiempo medir el grado de devastacin que est provocando.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más





Source link

Deja un comentario

También pueden gustarle