Internacionales

La marcha atrs de Corea del Sur por la segunda ola de coronavirus en los clubes nocturnos


Actualizado

El Gobierno est llevando a cabo un estudio para rastrear, evaluar y aislar a aquellos que pueden haber estado en contacto con los pacientes confirmados


La marcha atrs de Corea del Sur por la segunda ola de coronavirus en los clubes nocturnos
EL MUNDO (Vdeo)

Dicen que Itaewon es como un rbol con muchas ramas que concentra buena parte de la vida nocturna en Sel. Si uno busca fiesta, la encontrar en esta zona del centro de la capital surcoreana, baada por todo tipo de bares y discotecas. En la madrugada del sbado 2 de mayo, Itaewon retom una fama interrumpida por el coronavirus.

Atrs pareca quedar la poca en la que Corea del Sur (10.909 contagios y 256 muertos) era la segunda nacin ms golpeada por la pandemia. “Seremos los pioneros en la era post coronavirus”, repeta el presidente Moon Jae-in. Su elogiada receta de seguimiento y control haba funcionado. La prudencia pregonada desde los altavoces polticos persista, pero en la calle el miedo al contagio se haba dispersado.

Todo eran buenas noticias: haba vuelto el ftbol y el bisbol. Muchas bibliotecas y museos acababan de abrir. Las escuelas estaban listas para acoger de nuevo a los alumnos. Y el jolgorio haba regresado a los clubes de Itaewon, anhelosos por recuperar el tiempo y el dinero perdido. Aunque esto ltimo ha durado poco. Nadie esperaba que entre la multitud que abraz la fiesta aquella madrugada hubiera una persona que cuatro das despus dio positivo en coronavirus. Concretamente, un hombre de 29 aos que estuvo hasta en cinco locales de fiesta.

Hoy, los carteles de “cerrado temporalmente” baan las puertas de los garitos del centro de Sel. Las autoridades han ordenado el cierre de ms de 2.100 locales de fiesta. Y los casos de coronavirus vinculados a los clubes de Itaewon suman 79. Este lunes se han registrado 35 nuevos contagios. No se reportaba una cifra similar desde el pasado 12 de abril.

Rastreo de contagios

El temor a una segunda ola de contagios impera en Corea del Sur justo cuando se estaban aliviando las restricciones de distanciamiento social. Este nuevo salto en las infecciones ha llegado al mismo tiempo que comenzaba una gradual vuelta a la normalidad. El Gobierno lleva das rastreando a todos aquellos ciudadanos que coincidieron de fiesta en las discotecas de Itaewon con el primer infectado. “Este foco infeccioso ha incrementado la preocupacin de que, incluso durante la fase de estabilizacin, puedan surgir un nuevo brote”, dijo ayer el presidente Moon.

El alcalde de Sel, Park Won-soon, ha cifrado en 5.517 personas que visitaron los locales aquella madrugada y las autoridades ya han localizado a 2.405 de ellas. “La falta de despreocupacin puede provocar una explosin de contagios. Nos hemos dado cuenta tras las infecciones en grupo de clubes de Itaewon”, ha dicho Park, quien ha instado a “hacerse la prueba y evitar salir de casa” a todos los que estuvieron en los locales durante la reapertura el primer fin de semana de mayo.

El Gobierno est llevando a cabo un estudio para rastrear, evaluar y aislar a aquellos que pueden haber estado en contacto con los pacientes confirmados. Para seguir el rastro, las autoridades se han valido de los eficaces sistemas que han estado utilizando hasta ahora para frenar la pandemia. En febrero, todos los ciudadanos tuvieron que descargarse una aplicacin con GPS en el mvil. En caso de tener sntomas, haba que rellenar un formulario en la aplicacin y un funcionario se pona en contacto para realizar una entrevista al posible infectado para conocer todos sus movimientos y las personas con las que haba estado en contacto recientemente.

Las autoridades tambin se han valido de los registros de tarjetas de crditos y de los sistemas de vdeovigilancia para seguir el rastro. Adems, gracias a todo este mecanismo, han sido capaces de recoger un volumen masivo de datos que ha permitido identificar grupos de contagio. Esos datos los han utilizado para enviar diariamente a los ciudadanos mensajes de texto con alertas pblicas. Todo el mundo sabe si por su barrio, o en los lugares que frecuenta habitualmente, hay algn infectado.

Temor a brotes de homofobia

Ahora, la lucha se centra en contener el nuevo brote que ha salido de los clubes de fiesta de Itaewon. Aunque una nueva preocupacin se cierne tambin entre los colectivos de derechos humanos. Varios medios de comunicacin del pas detallaron en sus artculos que otro nuevo caso de contagio, un hombre 31 aos, haba visitado varios locales de ambiente de Sel. Se ha confirmado que 14 personas de su entorno tambin estn infectadas.

Pero los colectivos advierten que este sealamiento -relacionando los contagios en los titulares directamente con los clubes gays- puede suponer una reaccin violenta contra los homosexuales, que an siguen sufriendo discriminacin en Corea del Sur. En las redes sociales ya ha habido usuarios que han desvelado los nombres de bares y clubes a los que asistieron.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más





Source link

Deja un comentario

También pueden gustarle