Entretenimiento

La biografía no autorizada de Boris Johnson que revela algunos detalles turbios de su vida privada

La biografía no autorizada de Boris Johnson que revela algunos detalles turbios de su vida privada


Madrid
Actualizado:

Guardar

El próximo 15 de octubre, una biografía no autorizada de Boris Johnson revelará algunos de los detalles de la infancia y vida privada del político socarrón, lenguaraz, excéntrico y siempre dispuesto a meterse en todos los charcos. Esta semana, el diario «The Mail on Sunday» ha adelantado algunos extractos de la obra «Boris Johnson: The Gambler» («El jugador»), escrita por el periodista de investigaciónTom Bower, famoso por otras biografías como la de Tony Blair o el Príncipe Carlos de Inglaterra.

Sus padres, Stanley Johnson y Charlotte Fawcett, se conocieron cuando ambos estudiaban en la Universidad de Oxford y se casaron muy jóvenes. Se mudaron a Nueva York, donde nació Boris en 1964. En Inglaterra nacieron sus otros tres hijos. Rachel (55), periodista, escritora, presentadora de televisión y candidata al Parlamento Europeo por el partido Change UK. Más alejado de los focos y de la sed de fama de sus hermanos y su padre está Leo, de 53 años, que como los demás también estudió en Oxford y se describe a sí mismo como «apolítico». Y por último Jo (48), el pequeño de los hermanos, periodista y exdiputado abiertamente proeuropeo.

Stanley Johnson rodeado por sus cuatro hijos
Stanley Johnson rodeado por sus cuatro hijos – Andrew Parsons

Su madre es una artista británica que en numerosas ocasiones ha dicho odiar «la vulgaridad de la fama». A los cuarenta años le diagnosticaron Parkinson y ahora disfruta con una cuidadora en Notting Hill, tras enviudar de su segundo marido, el profesor americano Nicholas Wahl, de una vida tranquila con sus nietos y alejada de los focos. Por su parte, a Stanley Johnson también se volvió a casar con Jennifer Kidd, con quien tuvo dos hijos más: Maximilian y Julia. Se le señala por haber sido un padre ausente durante la infancia de sus hijos, aunque en la vida adulta es uno de sus pilares. Cuando Boris tenía catorce años sus padres se divorciaron, lo que supuso un enorme trauma para el adolescente y muchos creen que de ahí brota su perenne y oculta insatisfacción interior. «¿Por qué nos tuviste a nosotros?», le preguntó entonces Boris a su padre cuando su divorcio se formalizó.

En la biografía que está a punto de ver la luz, se destripan algunos de los secretos mejor guardados del premier como que su padre, exeurodiputado conservador y antiguo funcionario de la Comisión Europea, tenía una naturaleza abusiva que le llevó a romper la nariz a su madre y condenó a la infelicidad a sus cuatro hijos. «Me pegó, me rompió la nariz, me hizo creer que me lo merecía…». Así es como Charlotte Fawcett recuerda en el libro los abusos sufridos a manos de su exmarido. Confiesa que entonces tuvo que ser ingresada en el hospital St. John & St. Elizabeth de Londres y que acordaron que a sus cuatro hijos les contarían que se había golpeado con la puerta del coche.

Boris junto a su padre
Boris junto a su padre – Andrew Parsons

Tras la estela de su padre

Al igual que su progenitor, Johnson arrastra una fama de conquistador irredento que solo se ha fortalecido con el paso de los años. Tres han sido las mujeres más importantes en su vida. La primera, Allegra Mostyn-Owen con quien se casó en 1987. Era su novia de la universidad y otra de las mujeres que también ha accedido a hablar con Tom Bowler: « Boris es el personaje público, pero en privado era Al -dice en referencia a su primer nombre- y luego estaba también Alexander, una mezcla de los dos. ¿Llegué a vivir realmente con Boris? Nunca lo sabré». Durante su matrimonio el político tuvo una aventura con Petronella Wyatt, entonces vicedirectora de «The Spectator» que llegó incluso a quedarse embarazada de él, aunque finalmente sufrió un aborto natural. «Boris tiene más remolinos que un jacuzzi», le dijo a Bowler.

Boris y Allegra
Boris y Allegra

En 1993 y dos semanas después de firmar el divorcio con Allegra, Boris se dio el «sí, quiero» por segunda vez con en 1993 la abogada Marina Wheeler, con quien tuvo cuatro hijos. Con ella tampoco logró caer en la tentación de la infidelidad. Su segunda mujer le echó de casa en dos ocasiones: en 2004, cuando se desveló su romance de cuatro años con la periodista Petronella Wyatt, especializada en crónica social; y en 2010, cuando se supo que había tenido una hija fuera del matrimonio con una consultora de arte, Helen Macintyre.

Boris y Marina
Boris y Marina – AFP

Cinco meses después de anunciar el fin de su matrimonio con Marina Wheeler –tras un cuarto de siglo juntos y cuatro hijos– el político inició una nueva relación con Carrie Symonds, una mujer 24 años menor que él, exjefa de relaciones públicas del Partido Conservador y que, según la prensa inglesa, fue el detonante de su ruptura con Wheeler.

Boris y Carrie
Boris y Carrie – REUTERS

Ver los
comentarios



Source link

También pueden gustarle