Internacionales

“El Nacional se lee como nunca antes”

El Nacional


El Nacional

Jorge Makriniotis tiene 35 años de edad. Una carrera profesional de gerencia empresarial en Northeastern University y un postgrado en gerencia de crisis fueron su carta de presentación para asumir como gerente general de El Nacional, cargo en el que tiene ya dos años y 8 meses.

“Es un orgullo liderar una empresa que ha sido tan atacada, que sigue en pie y dando la cara”, manifestó.

El Nacional cumple 77 años. El aniversario ocurre en medio de una crisis devastadora. A la ya crítica situación económica y política del país se suman los estragos ocasionados por la pandemia del coronavirus.

Makriniotis ve, sin embargo, razones para celebrar. “Estamos hablando de 77 años. Somos el medio que acompaña al venezolano en su día a día, dando la batalla, que sigue siendo muy leído, en el extranjero como nunca antes”, indicó.

“Tenemos que festejar que seguimos en pie en medio de la batalla campal que significa estar en Venezuela”, agregó.

El Nacional vive una transformación cultural

En los últimos años en El Nacional se ha impulsado una transformación cultural, como la llama Makriniotis. Con ello se ha consolidado la marca en el mundo digital, a pesar de que aún hay nostalgia por la edición impresa, dice.

El Nacional registra 24.000.000 de visitas mensuales, según los datos que ofrece la empresa, y el promedio de permanencia en la página es superior a los siete minutos, lo que demuestra a todas luces que a la audiencia le interesan los contenidos que se le ofrecen.

El lector está interesado primordialmente en la política y en lo que impacta a Venezuela, pero está ávido también de noticias culturales y de entretenimiento que le permitan estar adecuadamente informado. El rango está entre los 27 años de edad y los 55 años. En el último año ha habido un crecimiento de 15,3% de lectores jóvenes. “Es un público muy crítico”, subrayó Makriniotis.

Nuestro norte es la generación de contenido propio. La plataforma digital nos permite analizar el comportamiento de los sectores que nos interesan, ver el mercado y la conducta, y así ofrecer mejores contenidos, más útiles y ampliar plataformas digitales que beneficien a la sociedad”, destacó.

La pandemia

La incertidumbre ha sido lo más difícil de los últimos meses, subrayó Makriniotis. “A pesar de que ya estábamos acostumbrados a situaciones complejas, ataques legales, a las personas, la pandemia por coronavirus agregó otros elementos con los que no contábamos”, indicó.

Sin embargo, señaló que, en medio de las dificultades, la cuarentena también benefició a El Nacional. “Permitió acelerar procesos. Nos obligó a aumentar la velocidad de cambio”, señaló.

“Somos de los medios más avanzado en integración digital de las distintas asociaciones de periódicos a las que pertenecemos. Hemos logrado hacer la migración del papel a lo digital y nos mantenemos exitosamente en esa plataforma”, destacó.

La esperanza

“Como venezolano me siento orgulloso porque pertenezco a una de las marcas más reconocidas de Venezuela. La quisiera seguir viendo a lo largo de muchos años más. Como gerente general me emociona ser parte de esta empresa, llevar adelante esta transformación cultural y poder sortear todas las complicaciones que hemos tenido, reinventándonos constantemente”, dijo.

“Seguimos creciendo y con buenas perspectivas, cosa que no me deja de sorprender”, agregó.

Agradeció el esfuerzo de todos los trabajadores de El Nacional e indicó que se había hecho una labor sin parangón. “Este es un caso de estudio para la gerencia porque los escenarios han sido muy caóticos: la economía, la crisis de servicios, la situación política y de recursos, aparte de agregar el factor de que somos un medio crítico, lo que nos hace blanco de los ataques del régimen”, subrayó.

Pidió a los venezolanos no desmayar en el esfuerzo por construir un nuevo país. “No pierdan la esperanza. Lo importante en Venezuela no es quien lleve la batuta, sino que tengamos deseos de salir adelante. El cambio va a llegar. Podremos hacer un nuevo país. Necesitamos tener fe de que saldremos adelante. No desmayaremos hasta conseguirlo”, aseguró.

La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!






Source link

Deja un comentario

También pueden gustarle