Política

Adelante Andalucía | Adelante Andalucía implosiona: Teresa Rodríguez es acusada de transfuguismo por Podemos y expulsada del grupo parlamentario – El Salto

Adelante Andalucía | Adelante Andalucía implosiona: Teresa Rodríguez es acusada de transfuguismo por Podemos y expulsada del grupo parlamentario - El Salto


Se acabó. Por la vía de los hechos, Adelante Andalucía llega a su fin como coalición de las principales fuerzas de izquierda andaluzas, y el cese de la convivencia lo firma la Mesa del Parlamento andaluz. Tras una larga serie de desencuentros entre Anticapitalistas y andalucistas a un lado e IU y Podemos por otro, los dos bloques continuarán de forma definitiva caminos separados tras romperse el principal espacio que compartían, el grupo parlamentario andaluz.

Podemos Andalucía cursaba hoy una petición a la portavoz de Adelante Andalucía, Inmaculada Nieto de Izquierda Unida, denunciando a Teresa Rodríguez y otros siete diputados exafiliados de Podemos como tránsfugas. El escrito, al que ha tenido acceso El Salto Andalucía, afirmaba que “esa retención del acta sin el consentimiento o tolerancia de Podemos Andalucía les coloca en una situación de transfuguismo”, tras una exposición de motivos en las que recordaba que Rodríguez y los otros siete estuvieron en las listas de Adelante Andalucía en representación de la formación morada. “Es una posición consensuada entre las fuerzas políticas democráticas que el transfuguismo es una patologia que pervierte el mandato popular y un fraude a la ciudadanía. Para dar respuesta a este indeseable fenómeno el reglamento del Parlamento de Andalucía creó la figura del diputado/a no adscrita” manifestaba.


Adelante Andalucía


Adelante Andalucía, virtualmente rota

Anticapitalistas y andalucistas situan fuera de la coalición a IU y Podemos, en mitad de un aireado cruce de acusaciones público en redes y prensa sobre quién ha iniciado la ruptura. La última gran coalición de las izquierdas de todo el Estado español, al borde de la disgregación.

Por vicisitudes políticas, es el antiguo compañero de bancada de Teresa Rodríguez, Jesús de Manuel Jerez, actual secretario de organización de Podemos Andalucía, el que firma el escrito que pide la expulsión de su excompañera y otros siete diputados del grupo Adelante Andalucía. Cabe recordar que tras la salida Teresa Rodríguez de Podemos, la nueva dirección morada de Martina Velarde y Anticapitalistas se encontraban en negociaciones para estudiar cómo repartir los fondos que el Parlamento andaluz otorga a los grupos parlamentarios para su funcionamiento.

En un tiempo récord, la Mesa del Parlamento, que ya tenía prevista una reunión para hoy, ha admitido a trámite y ha resuelto el escrito de Podemos intermediado por IU y ha situado fuera del grupo parlamentario a Rodríguez y los siete diputados exafiliados de Podemos. Entre estos diputados figuran el antiguo secretario de organización de Podemos Andalucía, Nacho Molina, que no es miembro de Anticapitalistas, y los coportavoces Angela Aguilera y José Ignacio García. La decisión del órgano de gobierno de la cámara andaluza ha contado con los votos a favor de PP, PSOE y Vox y la abstención de Ciudadanos, sin el visto bueno del letrado mayor, que junto con la presidenta Marta Bosquet preferían realizar antes un informe jurídico.

“Me odian. Es un atropello jurídico. Recurriremos” ha declarado Rodríguez, anunciando una batalla judicial

Tras conocerse la fulminante noticia, el incendio en redes no se ha hecho esperar. En un contundente mensaje en Twitter, Teresa Rodríguez ha señalado directamente hacia Izquierda Unida y su portavoz parlamentaria, Inma Nieto, de la maniobra, que en opinión de la líder anticapitalista es un ataque personal. “PSOE, PP y Vox aprueban a propuesta de IU mi expulsión y la de mis compañeras del grupo parlamentario durante mi permiso de maternidad. Tanto tocar las narices con las dietas y las bajadas de sueldo los ha puesto de acuerdo en algo: me odian. Es un atropello jurídico. Recurriremos”, ha declarado Rodríguez, anunciando una batalla judicial.

Adelante Andalucía, que en las elecciones andaluzas de 2018 alcanzó 17 diputados electos y más de 600.000 votos, era la última gran coalición de las izquierdas que había sobrevivido en todo el Estado español en el nuevo ciclo político atravesado por la irrupción de la ultraderecha y con su 16% de votos era la que más peso tenía en el llamado “espacio del cambio”. Hasta hoy. Pierde ocho diputados y pasa a ser la última fuerza del Parlamento andaluz por detrás de Vox. Esto provocará una merma importante de sus recursos económicos, una de las principales razones de confrontación en el último tiempo, y pasa a estar compuesta por seis diputados de Izquierda Unida, dos de Anticapitalistas (Ana Villaverde y Mari García Bueno) y la independiente Maribel Mora, cercana a Rodríguez.



Source link

También pueden gustarle