Entretenimiento

48.450 euros la noche, así es el alojamiento más caro del mundo

48.450 euros la noche, así es el alojamiento más caro del mundo


¿Cuánto estarías dispuesto a pagar por pasar una noche en uno de los lugares más lujosos del mundo? ¿Cuánto por sentirte, por un día, como un miembro de la realeza? The Langham Hotels & Resorts acaba de ampliar su cartera europea con un hotel-palacio con el que están dispuestos a batir un récord: el del alojamiento más caro del mundo.

Situado a tan solo 15 minutos de la ciudad de Múnich, en la finca de 490 acres del Palacio de Nymphenburg, está la residencia Langham Nymphenburg, un edificio del siglo XVIII con 836 metros cuadrados de puro lujo. Dormir aquí es un capricho que no todo el mundo se puede permitir ya que el precio por noche es de 48.450 euros. Esta residencia ofrece a sus huéspedes una estancia exclusiva en un edificio cargado de historia y con una gran privacidad, algo que valoran, por encima de todo, sus potenciales clientes: celebrities y grandes fortunas.

Imagen de una de las salas de estar decorada con gran gusto
Imagen de una de las salas de estar decorada con gran gusto – © Langham Residences

«La residencia combina los servicios y comodidades de una estancia en un hotel de lujo con los toques personalizados de una casa privada y este nivel de exclusividad está teniendo una enorme demanda en la situación actual que estamos viviendo. Un maravilloso retiro privado para nuestros huéspedes, que tendrán un amplio espacio, privacidad y exclusividad, junto con el complemento de los servicios exclusivos de The Langham», explica Stefan Lester, CEO de Langham Hoteles.

Esta mansión ha sido restaurada durante más de dos años para convertirla en una residencia privada en la que todo está medido al detalle. Cuenta con cuatro dormitorios, siete cuartos de baño completos, tres salas de estar equipadas con auriculares electrostáticos Sennheiser, un amplio comedor decorado con una lámpara Lindsey Adelman de oro cepillado, un gimnasio con equipos Technogym, bodega, sala de conferencias, un espacio wellness situado en el primer piso y hasta un cine. Su cocina del chef, totalmente equipada con electrodomésticos de Gaggenau, presenta un diseño personalizado de Dorss & Schaffer. En las habitaciones todo está dispuesto para que sus clientes saboreen los mayores lujos. Así, las estancias han sido amuebladas con las referencias de Walter Knoll y Donghia, ropa de cama de Frette, textiles de Jim Thompson, alfombras de seda de Jan Kath y mantas de cachemira de Allude. Vamos, lo mejor de lo mejor.

Imagen del exquisito dormitorio de mujeres
Imagen del exquisito dormitorio de mujeres – © Langham Residences
En los cuartos de baño no faltan detalles ni comodidades
En los cuartos de baño no faltan detalles ni comodidades – © Langham Residences

Pero, es su terraza privada lo que más destaca de esta ostentosa propiedad. Sus espectaculares vistas y su hermoso jardín, el cual permite acomodar hasta a 100 personas e incluye una fuente de agua y esculturas centenarias, se convierten en un reclamo sinigual y en un lugar perfecto para desconectar y relajarse.

Sus huéspedes tienen a su disposición un equipo personal que les atenderán en todo momento. Además, cuentan con acceso libre a la fábrica real de porcelana de Nymphenburg – la cual ha suministrado las vajillas y ha contribuido con diferentes piezas al arte decorativo que se exhibe en todas las habitaciones y baños– y al palacio barroco, declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco.

Imagen de la sala de cine, un espacio para el descanso y la desconexión
Imagen de la sala de cine, un espacio para el descanso y la desconexión – © Langham Residences

Para aquellos que se lo puedan permitir, esta experiencia es una de esas que hay que vivir una vez en la vida. Y para los que no, todavía queda la posibilidad de ganar el Gordo de la lotería de Navidad.

Ver los
comentarios



Source link

También pueden gustarle